Cómo visitar el volcán Montsacopa en el Parque Natural de la Garrotxa, Olot

El Parque Natural de la Garrotxa es uno de los entornos naturales de Cataluña más bonito. En él encontrarás increíbles paisajes, preciosos pueblos y más de 40 conos volcánicos.


El Volcán Montsacopa, alineado con los volcanes Montolivet y Garrinada, es el último volcán que se formó en la zona. Sus últimas erupciones fueron hace más de 10.000 años y en la actualidad es posible acceder hasta la cima e incluso bajar al cráter.


En este post te explico características de este volcán, dónde se encuentra, como visitarlo y algunos tips más para que puedas seguir recorriendo la Garrotxa.



Subir al Volcán Montsacopa, en Olot


El volcán se encuentra en la población de Olot, Girona. Literalmente se encuentra en la ciudad de Olot, por lo que deberás dirigirte al interior de la población para llegar al parking. El trayecto es subir al volcán es sencillo y corto. Durante la subida podrá apreciar que la tierra del suelo es volcánica. Disfruta de las vistas son preciosas.




El cráter del volcán mide 120 metros de diámetro y 12 metros de profundidad. Es único en el parque, ya que no ha sido deformado por coladas de lava. Su forma actual se debe a una erupción poco explosiva y otra mucho más intenso, después.


Nada más llegar a la cima encontrarás la Ermita de San Francisco. Fue construida en el siglo XVII. En el mismo cráter también se construyeron 2 torres de vigilancia a mitad del siglo XIX durante las guerras carlistas.



Te recomiendo que empieces rodeando el cráter siguiendo el camino hacia la derecha. En un principio cuando llegamos a la cima pensamos que no podríamos apreciar la profundidad del cráter, ya que desde el inicio del camino la vegetación del cráter es frondosa. Una vez has rodeado más o menos la mitad del cráter encuentras dos caminos que te permiten bajar.



Puedes bajar al cráter por dos caminos, están señalizados. El primero que encontrarás (si has seguido mi recomendación de empezar siguiendo el camino a la derecha) tiene un poco más de pendiente para descender que el segundo. Así, que sino quieres bajar por esta primera opción a uns 50 metros siguiendo el camino encontrarás la segunda bajada.


No sé si es habitual que haya poca gente en este maravilloso lugar o nosotros tuvimos mucha suerte (pleno julio). Pero pudimos disfrutar de esta maravilla practicamente solos.



Si te animas a visitarlo puedes también aprovechar el día y visitar alguno de los volcanes vecinos. Disfruta también de un paseo por las calles de Olot, te sorprenderán.



TE AYUDO A AHORRAR EN TU VIAJE