25 Lugares Imprescindibles que ver en San Francisco

La ciudad de San Francisco fue fundada en el año 1776 por un fraile español y se desarrolló rápidamente gracias a la fiebre del oro. En la actualidad la ciudad cuenta con casi 1 millón de habitantes y es uno de los destinos más populares.

En nuestro viaje por esta zona de Estados Unidos, aparte de conocer San Francisco que teníamos muchas ganas, exploramos varios de los Parques Nacionales de la zona, conocimos Sacramento, San José y el Lago Tahoe. Así que si vas a hacer un road trip por la zona no te pierdas todos los artículos publicados en el blog sobre San Francisco y alrededores.


En este post te cuento que ver y hacer en San Francisco, mejores zonas de alojamiento y hoteles, tips para ahorrar dinero en la ciudad y algunas cositas más. ¡Empecemos!



QUÉ VER Y HACER EN SAN FRANCISCO


1. Cruza el Golden Gate

Con 2,7 kilómetros de longitud y 227 metros de altura, el Golden Gate es uno de los puentes colgantes más largos y altos del mundo y es a famoso postal de la ciudad.

Antes de la construcción del puente, la única forma de cruzar la bahía de San Francisco era el ferry. Finalmente, el puente fue inaugurado en el año 1937.

El Puente Golden Gate puede verse desde decenas de lugares, pero el mejor de ellos es el Mirador H. Dana Bowers, llamado también vista point. Desde aquí tendrás unas vistas magnificas del puente y de la ciudad de San Francisco, pero además también tiene otros lugares interesantes como el Blue Memorial Highway, un tributo a las fuerzas armadas de los Estados Unidos. The Lone Sailor Memorial, una estatua dedicada a la infantería de la marina, a la guardia costera y a la marina mercante. Y el Compass Rose, una figura utilizada para mostrar la orientación de los puntos cardinales.

Para llegar hasta el Mirador H. Dana Bowers sólo tenéis que cruzar el Golden Gate en dirección norte. Una forma muy chula de cruzar el Golden Gates es yendo en bicicleta. En el centro de la ciudad tienes opción de alquilar una o alquilarla previamente de forma online que te resultará algo más económico que hacerlo en el momento en la ciudad. Puedes ver alquiler de bicicleta en San Francisco y reservar la tuya desde este enlace. ¡Además puedes cancelar hasta el día antes gratuitamente!

Como curiosidad, el Golden Gate tiene tal cantidad de alambres formando sus cables que podrían dar la vuelta a la tierra 3 veces.




2. Pasea por el Garden Gate Park


Este enorme parque tiene una extensión de 5km de largo por 1km de ancho. El parque tiene cientos de rincones preciosos y sería necesario mucho tiempo para conocerlos todos. Aunque si te animas a dedicarle un día o media mañana, el parque dispone de minibuses que hacen de transfer para recorrer sus rincones y los recorridos no son muy caros.


Algunas de las zonas más interesantes que debes visitar son; el gran molino holandés, el jardín de las fragancias, las zonas boscosas con helechos gigantes, los lagos y lagunas, un jardín japonés decorado con bonsáis y pagodas, el jardín de Shakespeare, con más de 200 flores citadas en sus obras, la playa o la zona donde vive una manada de búfalos.


Es un lugar precioso que vale la pena de disfrutar, así que reserva unas horas en tu viaje para conocer el parque.


3. Haz un free tour por San Francisco en español ¡Gratuito!

Una de las mejores formas de conocer una nueva ciudad es haciendo una visita guiada. Si existe la opción de free tour todavía mejor. Este Free tour por San Francisco te lo hará un guía en español y visitareis los lugares más emblemáticos del centro de la ciudad.


4. Pasea por la Lombard Street

Si hay una estampa popular de San Francisco son sus calles repletas de empinadas cuestas.

Situada entre Hyde y Leavenworth se encuentra Lombard Street, conocida como la calle más empinada de San Francisco. Aunque es la realidad no se trata de la calle más empinada de la ciudad, sino un mito urbano. Tiene 40º de inclinación en zigzag.




5. Acércate a conocer la Misión Dolores

La Misión Dolores es el edificio más antiguo de San Francisco. Se trata de una iglesia de estilo colonial español que fue fundada en el año 1776 por misioneros españoles que, bajo la supervisión del Padre Junípero Serra, pretendían evangelizar a los indios Ohlone.

La iglesia es muy austera y sencilla a simple vista, con muy poca iluminación en el interior y un aire muy místico.


6. Visita Alcatraz, la parada más imprescindible en tu viaje a San Francisco

Situada en la bahía de San Francisco, Alcatraz fue una isla solitaria durante miles de años hasta que fue convertida en un fuerte; durante la Guerra Civil se instalaron más de 100 cañones y 400 soldados de forma que la isla pasó a formar parte del plan de defensa de los Estados Unidos.

En el año 1934 Alcatraz volvió abrirse para utilizarse como prisión de máxima seguridad, a la que trasladaron a los prisioneros considerados incorregibles y peligrosos. Algunos de los presos más conocidos son Al Capone, George Kelly o Robert Straud.

Los presos de Alcatraz intentaron fugarse en catorce ocasiones del peñón, aunque, el intento de fuga más importante ocurrió en 1962 cuando Frank Morris y los hermanos Anglin consiguieron huir por el agua.



Casi 30 años después, en el año 1963 Alcatraz cerró sus puertas definitivamente, debido a que el agua del mar había estropeado la estructura de la prisión y los gastos del mantenimiento eran excesivos.


En la actualidad se puede visitar Alcatraz, siendo una parada obligatoria en tu viaje a San Francisco. Durante la visita recorreréis las celdas, zonas comunes y os contarán la historia de la prisión, las anécdotas, intentos de fugas y alguna fuga con éxito.

¡Es una vista muy interesante que no te puedes perder!

Para visitarla la mejor opción es reservando un tour. Puedes ver más información sobre el tour completo y Alcatraz y reservar desde este enlace.



7. Quédate maravilladx con la impresionante cúpula del City Hall

San Francisco City Hall es el actual ayuntamiento de la ciudad. Abrió sus puertas en el año 1915, sustituyendo al antiguo ayuntamiento que fue destruido por un terremoto en el año 1906.

El imponente edificio destaca por una cúpula de 90 metros de altura. Una vez entras en el Hall te da la sensación de estar en un Palacio de la Realeza, lleno de detalles y adornos.


8. Visita la Grace Catedral

La Grace Cathedral tan similar a la Nostre Dame de París, fue construida entre el año 1928 y el 1964, en estilo gótico. Su interior sencillo, resalta por unas preciosas vidrieras y por el órgano que lleva funcionando desde el año 1934.


Aunque no seas religiosos, visitar la Catedral Grace es una visita interesante. A los alrededores de la Catedral se encuentra el barrio de Nob Hill. Una de las zonas más prestigiosas de la ciudad.




9. Disfruta del arte en el Museo de Arte Moderno SFMOMA

En la ciudad hay varios museos interesantes por conocer; el museo de arte asiático, el museo de Young, el museo del cable car… pero el museo de Arte Moderno SFMOMA y el Legion Of Honor, son los dos museos más importantes que conocer en San Francisco.

El Museo de Arte Moderno SFMOMA se encuentra ubicado en Yerba Buena Gardens y es el segundo museo de arte moderno más grande de Estados Unidos.

En su interior se exponen obras modernas y contemporáneas que van desde la pintura, la escultura o la fotografía, hasta las creaciones más vanguardistas.

En algunas de sus exposiciones puedes apreciar obras de artistas conocidos comoPicasso, Dalí, Miró o Matisse.

El exterior el museo llama mucho la atención, y sino te da tiempo a visitar el museo, por lo menos acércate a conocer su exterior. Fue diseñado por el arquitecto Mario Botta y parece una enorme caja de ladrillos.

10. Legion Of Honor

Este museo fue construido en memoria a los 3600 soldados californianos que murieron en la primera Guerra Mundial.

El edificio fue construido en el año 1924 y es un modelo a escala del Palacio de la Legión de Honor de París.

En el se expone arte antiguo y europea con más de 4.000 años de antigüedad. Desde pinturas, esculturas, objetos, grabados, artes decorativas hasta libros ilustrados y posters, cartas…


11. Acuario de la Bahía

Soy un poco friki con esto de los acuarios, ¡me encantan! Y siempre que en alguno de mis viajes tengo la oportunidad los visito. El acuario de San Francisco cuenta con algo más de 20.000 animales marinos, entre los que destacan tiburones, rayas, pulpos gigantes, medusas y cientos de estrellas de mar.

Existe la posibilidad al final de la visita de acariciar algunas de las especies, es una zona educativa donde puedes tocar tiburones, rayas y otros animales. Personalmente, esta zona ya no me gusta tanto, prefiero que lo animales no sean molestados solo por nuestro capricho de tocarles, no obstante, si viajas con niños seguro que les encanta.


12. Haz un paseo en barco por la Bahía de San Francisco

La mejor forma de contemplar el skyline de la ciudad es reservar un paseo en barco en San Francisco. Además de poder ver desde abajo el Golden Gate.

Hay varias opciones para disfrutar de la Bahía de San Francisco:


13. Disfruta de unas bonitas vistas desde Twin Peaks

El nombre de Twin Peaks e debe a que son dos colinas prácticamente idénticas. Con una altitud de unos 280 metros, son la segunda cima más alta de San Francisco.

Desde aquí las vistas de la ciudad son espectaculares y vale la pena hacer el trayecto hasta aquí. El mejor momento es en el amanecer o en el anochecer.


La mejor forma de llegar es en coche, aunque si no disponéis de él, podéis utilizar el transporte publico (aunque es más complicado). Primero debéis coger el metro hasta la estación Forest Hill (líneas K,L o M), una vez fuera de la estación debéis cruzar la calle y coger el autobús 36 hasta la parada de Marview Way con Skywiew Way. Allí toca ponerse a caminar calle arriba, para tomar después un camino de tierra hasta llegar a los Twin Peaks.



14. Visita el Submarino USS Pampanito


Este submarino se encuentra en el muselle 45 de Fisherman’s Wharf. Se trata de un submarino de la Segunda Guerra Mundial que sobrevivió a un sinfín de batallas en el Pacífico; hundió seis barcos enemigos y logró rescatar a 73 hombres y llevarlos a Estados Unidos.

Durante la visita recorreréis las habitaciones en las que hacía su vida la tripulación; la cocina, el comedor, una pequeña oficina y los dormitorios aún conservan la decoración de la época.

15. No te pierdas el barco mercante, SS Jeremiah O’Brien

Cerca del Submarino USS Pampanito, se encuentra este barco mercante. Fue construido en el año 1943 y formó parte de la armada que asaltaron las playas en el Desembarco de Normandía.

Durante el tiempo que prestó servicio, su función principal como "Liberty Ship" fue la de proporcionar suministros a las tropas estadounidenses y aliadas durante la Segunda Guerra Mundial.

En la actualidad, Jeremiah es el único superviviente operacional de la armada que en su día estuvo compuesta por 6.000 buques.


16. No te pierdas el Fisherman’s Wharf


El Fisherman’s Wharf es el el antiguo puerto y barrio de pescadores. Aquí se encuentran varios lugares de interés como el Submarino USS Pampanito, el SS Jeremiah O’Brien, el Pier 45, el musée Mecanique…

Aquí también podrás ver el Pier 39, que tiene un centro comercial al aire libre y una colonia de leones marinos.

Es una zona con ambiente y podrás degustar alguno de los platos tradicionales como la sopa de almejas servida dentro de un pan casero redondo, en alguno de los restaurantes que hay a lo largo del puerto.




17. Camina y camina por Castro y Haight-Ashbury


Los barrios de Castro y Haight-Ashbury son dos grandes ejemplos de la diversidad y la libertad que se vive desde hace tiempo en San Francisco.


El barrio de Castro fue uno de los lugares donde se lucho con más fuerzas por los derechos de la comunidad LGTBI de San Francisco y para la aceptación de la diversidad sexual en todo el país.

Aquí hay varias casas victorianas, calles coloridas, la antigua calle de Harvey Milk…


El barrio de Haight-Ashbury fue donde nació el movimiento hippie en los años 60. En un barrio que me encanta, repleto de tiendas de segunda mano, con un aire muy relajado y con casitas preciosas victorianas de colores.

Dónde alojarse en San Francisco: Mejores zonas y hoteles.

18. Enamórate de las Painted Ladies


Hablando de casas victorianas, no podemos dejar fuera de la lista de imprescindibles que ver en San Francisco las Painted Ladies. Son casas de estilo victoriano pintadas en varios colores pastel.

La zona más popular de la ciudad, se encuentran cerca del Alamo Square Park.

Son 7 casas, situadas entre el 710 y el 722 de Steiner Street, y desde la parte alta del parque tendrás la oportunidad de hacer una de las mejores fotografías de San Francisco, con las casas en primer plano y de fondo la silueta de la ciudad.


Aunque este es uno de los mejores lugares para apreciar estas casas, ten en cuenta que antes del terremoto del año 1906 había más de 50.000 casas de este estilo por toda la ciudad. En la actualidad todavía quedan varias esparcidas por la ciudad.